15/08/2012

Pisto en conserva

En el famoso mercadillo de los sábados encontré una oferta de pimientos y calabacines y por cuatro euros tenía pimientos y calabacines para aburrir. Junto con los magníficos tomates de MI huerta (son los primeros, estoy tan orgullosa...), decidí hacer un pisto en conserva para el invierno. El curso de conservas que hice en El Taller de las Tradiciones voy a amortizarlo este año!


Cebollas
Pimientos verdes
Calabacines
Tomates
Aceite
Sal y una pizca de azúcar por la acidez del tomate.

No os pongo cantidades porque yo hice una barbaridad, pero proporcionalmente, lo mismo de cebolla, pimiento y tomate y el doble de calabacín, que luego se queda en nada. Por ejemplo medio kilo de cebolla, medio de pimiento, medio de tomate y un kilo de calabacín.

Lo primero que se fríe es la cebolla cortada en cuadraditos (brunoise) en cuatro cucharadas de aceite, le echamos un poco de sal y cuando está transparente (unos 7 minutos a fuego lento) añadimos el pimiento verde cortado igual, cuando cambie de color el pimiento (otros 7 minutos) se echa el calabacín en cuadraditos y se añade otra pizca de sal. El calabacín suelta mucho líquido.


Así que esperamos que se haga unos diez minutos antes de añadir el tomate cortado. El tomate se puede escaldar y pelar antes de cortarlo y añadirlo, pero la verdad es que yo no lo hago, no me molesta la piel del tomate y da mucho trabajo. Como son mis tomates no han sido rociados con ningún tipo de pesticida ni abono ni nada, así que hasta la piel es buena.


Después solo hay que dejar que se evapore el agua y se reduzca el líquido hasta que tenga la consistencia que nos guste, probar de sal, echar una cucharadita de azúcar y dejar enfriar un poco mientras esterilizamos los frascos.

Los frascos y las tapas se esterilizan en cazuela (puede ser una cazuela normal)  con agua hirviendo durante 30 minutos, una vez hervidos se sacan con unas pinzas sin tocar el interior, se dejan boca abajo en un papel de cocina limpio y se rellenan de pisto hasta medio centímetro del borde. Se cierran bien con su tapa y se colocan en una olla a presión, con un trapo limpio en el fondo y otro entre bote y bote para que al hervir no choquen unos con otros y estallen. Se llena de agua la olla unos dos centímetros sobre los botes y se cierra. Se pone a fuego medio y cuando empiece a salir vapor y se le pone la válvula, se controlan 30 minutos. Es muy importante el tiempo porque al llevar verduras el pisto, para que no se desarrolle la bacteria del botulismo hay que dejar que hierva 30 minutos a más de 115º y por eso debe hacerse en una olla a presión que llega a los 130º y no en una cazuela normal que no pasa de los 100º.


Cuando termine el tiempo de la olla, dejadla que se enfríe un poco para poder abrirla, sacad los botes, dejad templar y no os olvidéis de etiquetar la fecha para así saber siempre qué contienen los botes y cuando se hicieron.

No comments:

Post a Comment

Please share with me your questions, doubts...